No se han encontrado resultados

Su búsqueda no coincide con ningún resultado.

Le sugerimos que pruebe lo siguiente para poder encontrar lo que está buscando:

  • Verifique la ortografía de su búsqueda de palabras clave.
  • Utilice sinónimos para la palabra clave que escribió; por ejemplo, intente con “aplicación” en lugar de “software”.
  • Pruebe con una de las búsquedas populares que se muestran a continuación.
  • Comience una nueva búsqueda.
Tendencias de preguntas

¿Qué es una ciudad inteligente?

Definición de ciudad inteligente

¿Cómo se pasa de planificar una ciudad inteligente a planificar ciudades más inteligentes?

Cuando pregunta “qué es una ciudad inteligente”, ya hizo una suposición: que una ciudad inteligente es una entidad única y definida, que se puede tomar en su totalidad y poner en acción como una lista con puntos realizados. Para que una ciudad sea inteligente, cada pieza de hardware debe tener conexiones de Internet of Things (IoT, Internet de las cosas), cada software debe estar interconectado y cada elemento aislado debe redefinirse y realinearse al mismo tiempo.

A menos que comience con una hoja en blanco, los proyectos no suelen desarrollarse de esta manera. Para la mayoría de las ciudades, no es posible aplicar un enfoque de construcción de hoja en blanco, porque no existen dos ciudades que tengan marcos, estadísticas, historias, infraestructuras o necesidades básicas idénticas.

Por lo tanto, cuando se piensa en cómo diseñar una ciudad inteligente, se deben modificar las estrategias urbanas desde esa idea de utilizar un único molde hacia un enfoque en capas, con el que se pueda personalizar toda la tecnología disponible según la amplitud, la profundidad, la vida y la personalidad de cada ciudad.

En Ámsterdam (821.000 personas), por ejemplo, la mayoría de quienes viajan entre ciudades por trabajo, utilizan bicicletas o el transporte público. En Tulsa (652.000 personas), la mayoría de quienes viajan entre ciudades por trabajo, conducen automóviles. Esto marca una gran diferencia en cuanto a la forma en que se usan a diario el transporte, las carreteras y los puentes. Sin embargo, la estadística no afecta solo al tránsito de las ciudades: genere una diferencia masiva en los aumentos repentinos del uso de energía e incluso define dónde colocar hospitales y sistemas de salud (y qué especialistas se necesitan en ellos). Los detalles como los de los viajeros de Ámsterdam y Tulsa afectan la jerarquía, la asignación presupuestaria e incluso los plazos en la planificación de una ciudad más inteligente.

Necesitamos un enfoque personalizado y a medida para el futuro del diseño urbano, de ahí surge el traspaso del pensamiento de una ciudad inteligente al pensamiento de ciudades más inteligentes, es decir, de “qué es una ciudad inteligente” a “cómo hacemos nuestras ciudades más inteligentes”.

Red inteligente: personalización de servicios públicos para lograr una ciudad más inteligente

Cuando pregunta “cómo son servicios públicos de una ciudad inteligente”, debería comenzar con “cómo es una red inteligente”.

Es posible que haya oído “la red” como el apodo para todas las partes de la infraestructura de energía dispares del mundo. Aunque la red no es de verdad una interconexión única y sin interrupciones, sí tiene una función única: proporcionar electricidad. Entonces, una red inteligente es una versión más brillante de la infraestructura eléctrica, que tiene mucha eficiencia energética acumulada.

La red inteligente ya está funcionando en su ciudad. Ya sea que su compañía de electricidad esté instalando medidores inteligentes o planificando conexiones bidireccionales para celdas solares o carga de vehículos eléctricos, la planificación urbana que se requiere para muchos dispositivos habilitados para IoT (desde sincrofasores hasta termostatos con IA) es una sección de la vida diaria de la compañía de electricidad.

Los servicios públicos más inteligentes de una ciudad más inteligente no se limitan a la red eléctrica. También abarcan el agua inteligente e iniciativas de aguas residuales.

5G: personalización de las comunicaciones para lograr una ciudad más inteligente

Cuando pregunta “cómo son las comunicaciones de una ciudad inteligente”, debería comenzar con el futuro del 5G.

Es posible que ya conozca el 5G por la gran cantidad de comerciales de teléfonos celulares de estos días; la definición es bastante sencilla: es la última generación de estándares tecnológicos actualizados para redes de banda ancha para teléfonos celulares. Entonces, el 5G es la definición de las redes de teléfonos más inteligentes. Y el 5G está redefiniendo las conexiones de comunicaciones de una ciudad más inteligente.

Las velocidades más rápidas, la mayor confiabilidad y la seguridad más sólida que vienen con las inversiones en 5G permiten que crezca el paisaje urbano conectado a IoT, desde las plantas de energía y los sitios de construcción hasta las cocinas de la casas.

Si hay un área de la ciudad más inteligente que requiere especialmente un enfoque en capas, detallado y personalizado, se trata del cambio de 4G a 5G, que requiere una mezcla entre momentos de expansión a la par, con un enfoque más grande y audaz, y momentos en los que uno se apoya en el otro.

Gobierno digital: personalización del sector público para lograr una ciudad más inteligente

Cuando pregunta “cómo es el sector público de una ciudad inteligente”, debería comenzar con “cómo es el gobierno digital”.

Es posible que no considere que sus interacciones con el gobierno sean digitales, pero los avances en la tecnología han abierto las puertas a las dependencias estatales y los ayuntamientos de maneras inimaginables hace 10 años. Las agencias gubernamentales se están digitalizando e interconectando con rapidez: los electores interactúan en tiempo real con los empleados estatales y de la ciudad, y los dispositivos (sensores, teléfonos inteligentes, dispositivos portátiles y cámaras) proporcionan un flujo constante de datos digitales para ayudar a las agencias a transformar la forma en que interactúan con los ciudadanos y los empleados por igual.

La nube ha sido el impulsor de la innovación en todo el gobierno, lo que permite a las agencias reducir costos y aumentar el tiempo de respuesta de los ciudadanos en todos los ámbitos del sector público, ya sean sistemas de finanzas y recursos humanos, transporte, seguridad pública, educación o salud y servicios humanos. La estadísticas son el combustible para generar conocimientos nuevos sobre qué es una ciudad inteligente.

Gestión de proyectos: personalización de la construcción y la ingeniería para lograr una ciudad más inteligente

Cuando pregunta “cómo es la construcción de una ciudad inteligente”, debe comenzar con la gestión de proyectos.

Quizás no piense en la gestión de proyectos como un elemento de alta tecnología de una ciudad más inteligente, pero todo lo que se planifica construir físicamente, ya sean edificios inteligentes, transporte inteligente o lo último en energía limpia, requiere un plan preciso de cada paso en el proceso de construcción.

A medida que aumentan las ciudades con infraestructura más inteligente, también se incrementan los proyectos de diseño y construcción, lo que implica una mayor complejidad a la hora de gestionar equipos, programas, presupuestos y cambios de planificación dispares y desconectados, para lo cual se requiere poder hacer un seguimiento de cada proyecto desde cualquier lugar y con cualquier dispositivo.

El seguimiento y el control de los datos implicados en una construcción inteligente es la principal diferencia entre la visión tradicional de la gestión de proyectos de construcción y la versión moderna más inteligente esencial para la elaboración de una verdadera ciudad inteligente.


Muéstreme cosas interesantes del lab

Gran parte de la tecnología inteligente necesaria para una ciudad inteligente se está construyendo ahora mismo en Oracle Industries Innovation Lab. Vea cómo el 5G se relaciona con la gestión de la construcción y las redes eléctricas en un solo lugar.

Asociación destacada de ciudades inteligentes: Smart Energy Consumer Collaborative

Han surgido varias agencias y asociaciones para ayudar a guiar el movimiento de ciudades inteligentes, y nos complace presentar a Smart Energy Consumer Collaborative. Extracto del sitio web de Collaborative:

Smart Energy Consumer Collaborative es una organización sin fines de lucro 501(c)(3) con la misión de servir como una fuente confiable de información de las opiniones de los consumidores sobre la modernización de la red, el suministro de energía y su uso, y de ayudar a los consumidores a comprender los beneficios de la energía inteligente.

La triple agenda de Collaborative incluye lo siguiente:

  • Escuchar a los consumidores mediante la investigación primaria de consumidores
  • Colaborar con las partes interesadas mediante eventos organizados y mejores prácticas compartidas
  • Educar a los consumidores mediante kits de herramientas de difusión y mensajería

¿Qué es exactamente una ciudad inteligente y por qué debería importarle?

Si se encuentra entre el casi 80 % de los estadounidenses que viven en una ciudad, es posible que haya notado que el paisaje urbano a su alrededor está cambiando.

A medida que las áreas urbanas de todo el mundo se enfrentan a una cantidad en incremento de residentes, las ciudades recurren a tecnologías inteligentes conectadas a Internet para actualizar la infraestructura, mejorar la calidad de vida y afrontar por adelantado muchos de los desafíos del siglo XXI.

En conjunto, estas tecnologías componen la visión de la ciudad inteligente.

Ciudad inteligente destacada: Ámsterdam

Ámsterdam Smart City trabaja en el futuro inteligente, ecológico y saludable del Área Metropolitana de Ámsterdam. Mediante un enfoque que prioriza los valores, la organización garantiza que las innovaciones contribuyan de verdad a lograr ciudades más limpias, ecológicas y felices. Con los residentes y usuarios de las ciudades como su objetivo principal, Amsterdam Smart City utiliza datos y tecnología para mejorar la calidad de vida.

Las ciudades inteligentes y la respuesta a la pandemia

Aunque la lucha mundial contra la pandemia por COVID-19 ha visibilizado muchas brechas en la planificación urbana, también convocado el apoyo a la inversión en la tecnología necesaria para lograr ciudades más inteligentes, según un informe nuevo de ESI ThoughtLab. ¿Cuál es la tecnología que lidera el camino según los datos de esta encuesta? La nube y la IA.

  • Casi el 90 % clasificó a las plataformas en la nube como la necesidad más urgente para que sus ciudades funcionen mejor y de manera más inteligente en este momento.
  • Más del 80 % dijo que ya está invirtiendo en inteligencia artificial o lo hará en un futuro muy cercano, con un enfoque en asistentes digitales y chatbots.

Dentro de este informe y como sucede con la mayor parte de la planificación de ciudades inteligentes hoy en día, la sustentabilidad se pone en juego con más frecuencia y en más puntos de conexión que nunca, desde en iniciativas de salud ciudadana hasta en inversiones en energía limpia, pero cada ciudad tiene un enfoque y una inversión diferentes en cuanto a los objetivos de desarrollo sostenible (ODS).

El futuro de las ciudades más inteligentes, por el momento, tiene más ecología que nunca.