Gestión de recursos humanos

Recursos humanos Welfare
Incluso en Recursos Humanos la belleza está en el interior

Melanie Hache-Barrois, HCM Strategy Director Southern Europe at Oracle @Melanie Hache-Barrois

 

Dos opciones para las empresas: quedarse atrás o entender que las estrategias de RRHH en la nube son claves para el negocio

En la actualidad, los profesionales de Recursos Humanos tienen mucho donde elegir cuando se trata de aplicaciones cloud 'cool'. Entonces, ¿por qué trabajar más de la cuenta con hojas de cálculo cuando podemos utilizar nuevos sistemas de gestión del talento basados en la nube?, ¿por qué no aprovechar las ventajas de una plataforma de recruitment que permite llegar a nuevos contactos a través de las redes sociales?

Melanie Hache-Barrois

Melanie Hache-Barrois, HCM Strategy Director Southern Europe

Es relativamente fácil que las empresas se dejen llevar por el entusiasmo de las novedades del sector y con razón: la oferta de aplicaciones actuales está aumentando el trabajo de los equipos de Recursos Humanos. Pero detrás de estos llamativos datos se encuentra el verdadero poder de RRHH: en la base del funcionamiento de estos equipos.

Los equipos de Recursos Humanos deben tener cuidado y no empezar la casa por el tejado. Comprando soluciones dispersas e independientes en la nube no van a conseguir sacar el máximo provecho a su inversión. Para lograrlo, primero deben centrarse en el potencial tecnológico de los recursos humanos. Si bien es cierto que la tecnología es una de las asignaturas pendientes de este departamento, es también la base sobre la que depende el resto de su actividad.

Sin una estrategia clara de Recursos Humanos en la nube, con el objetivo de conectar todas sus aplicaciones y sacar el máximo provecho, las empresas se quedan a la mitad del proceso. Contratan servicios puntuales que finalmente no generan un valor añadido. En otras palabras, se está construyendo sobre un terreno arenoso.

En paralelo, tomemos como ejemplo a Facebook, que podría decirse que es la plataforma preferida de la generación digital para conectar con amigos, compartir fotos, e incluso para buscar contenidos y ofertas personalizadas. Todo este tipo de funcionalidades pierde su sentido a menos que contemos, al menos, con los “básicos”. En este sentido, sin un perfil para cada usuario que incluya su nombre, le gusta / no le gusta, sus listas de contactos… gran parte de lo que hace que Facebook sea una plataforma tan convincente, simplemente no funcionaría.

Para una compañía, el organigrama y los roles de cada puesto de trabajo conforman el eje central de Recursos Humanos. Cuando esta información pasa de forma automática a los procesos de negocio a través de la nube, puede ofrecer un valor significativo. Sin embargo, si estos elementos no están conectados a los sistemas de gestión del talento o a procesos de selección, una estrategia integrada de Recursos Humanos, simplemente, no es posible.

Pensemos en la planificación de recursos empresariales —Enterprise Resource Planning (ERP)— y el reparto de tareas entre los empleados. Las empresas de hoy día necesitan combinar los datos básicos que manejan los departamentos de Recursos Humanos con la información de toda la empresa —datos de evaluación de contrataciones, por ejemplo— para determinar qué empleados serían los mejores para un proyecto determinado basándose en sus competencias, ambiciones, potencial y posibilidades de carrera.

Esta es la grandeza de la nube. Permite actualizaciones simultáneas, en tiempo real, de cualquier aplicación de Recursos Humanos en varios dispositivos, ofrece un mayor grado de supervisión simplificando y agilizando el intercambio de datos importantes. Por ejemplo, permite a las empresas comparar datos de mercados en América, Asia y África y hacer los ajustes necesarios en sus estrategias regionales de manera más ágil.

Una estrategia de Recursos Humanos basada en la nube es fundamental para hacer pruebas, o proyectos piloto de negocios, y comprobar el impacto de poner en marcha un nuevo servicio o producto, o visualizar un escenario de penetración de mercado en la organización.

Los datos utilizados en estas pruebas y los distintos enfoques tienen que estar disponibles para todas las aplicaciones implicadas y esto, a su vez, exige que la información básica de Recursos Humanos esté vinculada a todos estos sistemas de la nube. La principal ventaja es que esto permite a la empresa afinar de forma mucho más rápida, en comparación con los resultados de utilizar hojas de cálculo tradicionales o ajustando modelos de forma manual. Las empresas hoy en día quieren conocer mejor su talento interno. Quieren ver rápidamente quiénes son sus mejores empleados, quiénes trabajan bien en equipo, qué habilidades individuales aportan a la compañía, etc. En definitiva, información que, a su vez, permite a Recursos Humanos hacer frente a las necesidades de los empleados de forma individual y ofrecer una orientación más personalizada.

Cuando integramos información básica de Recursos Humanos con aplicaciones  tales como los sistemas de gestión del talento y gestión del rendimiento tenemos por delante un largo camino para ayudar a la compañía a generar más compromiso entre sus empleados y aumentar la productividad.

El viejo dicho de que la belleza está en el interior es, tal vez, tan relevante para la tecnología como lo es para las personas. La actividad de Recursos Humanos puede que no sea la más llamativa para un negocio de TI, pero la capacidad con la que la información de Recursos Humanos alimenta el resto de aplicaciones de la nube de una compañía es indiscutible. A pesar de que los departamentos de Recursos Humanos más familiarizados con la tecnología siguen adoptando nuevas e interesantes aplicaciones en la nube, necesitan seguir trabajando para desarrollar todo su potencial.